Volver a Estila.info

BLEFARITIS

Blefaritis Anterior
Blefaritis Posterior
Blefaritis Posterior
Blefaritis Anterior

Según el informe de “The International Workshop on Meibomian Gland Dysfunction”, recientemente publicado en la revista IOVS (Investigative Ophthalmology & Visual Science) en Marzo de 2011, se define blefaritis como “la inflamación del párpado”.
La blefaritis marginal es un proceso inflamatorio agudo o crónico fundamentalmente del borde palpebral, que puede presentarse en todas las edades. Es una causa muy frecuente de molestias e irritación ocular, y la afectación suele ser bilateral y simétrica.
Debido al estrecho contacto entre los párpados y la superficie ocular, la blefaritis crónica puede causar cambios inflamatorios y mecánicos secundarios en la conjuntiva y en la córnea.

    La blefaritis marginal se puede clasificar en:

  • BLEFARITIS ANTERIOR

    Describe la inflamación del borde palpebral anterior a la línea gris y afecta principalmente a las pestañas. Suele ir acompañada de restos escamatosos y collaretes alrededor de la base de las pestañas, y cambios vasculares en el tejido palpebral. La blefaritis anterior puede ser de naturaleza estafilocócica o seborreica.

    Tratamiento de la Blefaritis anterior: (18)

    Existen pocos indicios para un tratamiento concreto, y puede ser que quizá el tratamiento sea durante toda la vida, ya que es improbable que la curación sea completa. En la blefaritis anterior el objetivo más importante es reducir la tasa bacteriana y eliminar los residuos adheridos en la zona periocular.

    • Para ello es importante la limpieza palpebral para eliminar mecánicamente las costras, frotando los bordes palpebrales una o dos veces al día con un tejido suave humedecido con solución limpiadora específica ocular. Gradualmente, se puede reducir la frecuencia de la higiene palpebral pero nunca abandonarla, ya que si se hace hay riesgo de reaparición de la blefaritis.

  • BLEFARITIS POSTERIOR

    Describe las condiciones inflamatorias del borde palpebral posterior incluyendo la Disfunción de las Glándulas de Meibomio (DGM). Aunque la reciente bibliografía ha acostumbrado a usar los términos blefaritis posterior y DGM como sinónimos, estos dos términos no son intercambiables.

    La blefaritis posterior es un término usado para describir las condiciones inflamatorias del borde palpebral posterior, y la DGM es sólo una posible causa. Otras causas incluyen conjuntivitis alérgicas e infecciosas y condiciones sistémicas como la acné rosácea.

  • 18. Kanski J., Oftalmología clínica, 6a edición, Elsevier.